Top

¡Sí, vendemos emociones!

Nos gusta desarrollar historias, nos gusta indagar a fondo de las personas para extraer la verdadera esencia, la que nos conmueve y emociona . Todo esto presentado en un formato de lo más actual y original consiguiendo que este reportaje sea solo vuestro.

Cinco años de experiencia realizando foto y video de boda en Madrid y La Rioja nos avalan.

Gracias a la constante evolución y el estudio al detalle de cada pareja hemos podido conseguir el 100% de satisfacción. Cuando nos preguntan a que nos dedicamos, a nosotros nos gusta decir: ¡Vendemos emociones! 

               ¿Y qué significa Tenguerengue?

Muchos os preguntaréis ¿Porqué Tenguerengue? ¿Que diablos significa Tenguerengue? Y ¿Qué tiene que ver esto con la fotografía y vídeo de bodas?

 

La Real Academia Española lo define:   Sin estabilidad, con equilibrio inestable. Dicho así suena frío y poco tiene que ver con el mundo de las bodas. Pero desde el punto de vista más poético, ha sido así descrito en un certamen de la escuela de escritores:

 

"Para mi esta palabra es una puerta abierta a la voluntad de crear un orden para realizar tu visión, y que entra por los oídos invadiendo el alma de sonidos llenos de jazmines y tambores, y candelas en noche de luna nueva. Por su sonoridad que se puede paladear y tiene aroma (a nuez moscada diría yo), y por su etimología. Viene de Tángano y éste de Tañer (tocar). Así me evoca algo inseguro y precioso a la vez, como la música que nunca está quieta, algo que deseas tocar pero que apenas puedes acariciar sin que caiga."

 

¿Y que es la vida si no un constante equilibrio, donde nos caemos y nos volvemos a levantar una y otra vez?

¿Y que es el matrimonio, y la vida en común de una pareja que eso mismo? Es ahí donde fluye este concepto debido a nuestras propias imperfecciones, lo que nos hace humanos, y lo que nos hace entender que la esencia de nuestra mujer o marido es precisamente eso. Saber perdonar, saber aceptar ese desequilibrio de la propia vida es lo que nos hace grandes, felices y cenemos de vez en cuando alguna que otra perdiz.

 

Así que cuando os pregunten que es Tenguerengue, podréis decir tranquilamente, Tenguerengue es Amor.